¿Cómo debería ser una buena cuidadora de bebés recién nacidos? ¿Qué debería saber hacer? ¿Cuánto cuesta? Toma nota porque respondemos a todas tus preguntas. Estos son nuestros consejos para elegir a una niñera de confianza para tu hijo. Desde qué preguntas debes hacer en la entrevista, hasta cuáles son los detalles en los que te tienes que fijar. ¡No te equivoques y haz la elección adecuada!

Encomendar a otra persona el cuidado de un bebé recién nacido es un momento difícil para cualquier madre. La separación puede dar lugar a sentimientos de culpa, ansiedad y miedo a que el niño te eche de menos. Ya sea para ir a trabajar o porque necesitas dedicarte algo de tiempo para ti misma, recuerda que será bueno tanto para ti como para él. Descansarás de la atención permanente que requiere un bebé. Si tú estás más relajada, tu pequeño también lo estará.

Rompe la rutina y encuentra espacio para ti y tu pareja. Una madre feliz siempre es mejor que una madre estresada. Para vivir la primera separación del niño con tranquilidad, elige a una persona en quien confíes por completo y comienza poco a poco.

Prepárate para dejar a tu bebé en otras manos

Si has vivido durante dos meses en simbiosis con tu hijo, dejarlo toda la mañana con una cuidadora de bebés recién nacidos podría ser un paso demasiado duro. ¡Tanto el niño como tú os tenéis que acostumbrar a la babysitter poco a poco! Por lo tanto, lo ideal es buscar una niñera por horas, que pueda ayudarte mientras tú estás en casa. Es la mejor manera de comprobar si has elegido a la persona adecuada y mostrarle las rutinas del bebé.

Mientras la niñera se ocupa del pequeño, aprovecha la oportunidad para descansar o hacer todas esas cosas que nunca tienes tiempo de hacer con un recién nacido en casa. Resiste la tentación de correr hacia él cada vez que le escuches llorar y deja que sea la cuidadora quien le calme.

El siguiente paso es salir de casa para dar un pequeño paseo o tomar un desayuno al aire libre. En ocasiones, esas salidas cortas son suficientes para recargar pilas. De esta forma, te acostumbrarás a mantenerte alejada del niño y estarás lista para el siguiente paso. Dejarle toda una mañana o tarde en compañía de la cuidadora de bebés recién nacidos será más fácil si lo haces progresivamente.

Si tienes en mente incorporarte al trabajo tras tu baja de maternidad, este proceso de transición es el más sencillo. Si le das pecho, comienza unos días antes a usar el sacaleches para ver si puedes extraer suficiente leche.

¿Cuándo puedo dejar a mi bebé con una canguro? Si está tomando leche materna, espera a que la lactancia se regule  (al menos 6 semanas). Antes de dejarle con una cuidadora de bebés recién nacidos, dale justo la toma. Tomar leche de un biberón puede confundirlo, porque la succión es diferente.

¿Cómo debería ser una buena cuidadora de bebés recién nacidos?

Lo principal para sentirte cómoda cuando dejes a tu hijo con una cuidadora de bebés recién nacidos, es saber que lo dejas con la persona adecuada. Alguien con quien estará seguro. Pero, ¿cómo saber cuál es la persona correcta? Además de tener todas las habilidades para cuidar niños, la niñera para bebés debe contar con atención, intuición, paciencia y dulzura, cualidades indispensables con los más pequeños. No sólo eso. Debe tener experiencia y madurez, ser cuidadosa, organizada, buena capacidad de observación y de comunicación. Veamos todo esto en detalle.

Con experiencia

Lo fundamental es que tenga experiencia. Elije una niñera que ya haya cuidado de un recién nacido, porque para los más pequeños la experiencia es más importante que la formación. Puede saber cómo cambiar un pañal o bañar a un niño, pero sólo la experiencia puede ayudarle a reconocer el motivo de un llanto desesperado o a prevenir peligros potenciales.

Por ejemplo, una cuidadora de bebés recién nacidos que también sea madre tiene toda la preparación que necesitas. Incluso si no ha seguido un curso de puericultura o no tiene un grado de Educación Infantil. Sin embargo, si su experiencia como madre se remonta a hace veinte años, sería mejor una pequeña “actualización”.

No demasiado joven

¿A partir de qué edad se puede ser niñera? La edad mínima legal en España para ser canguro es a los 16 años. Sin embargo, para una cuidadora de bebés recién nacidos te aconsejamos una persona madura. Una niñera adolescente o incluso una canguro universitaria es preferible para niños de dos años en adelante, cuando cuentan con el entusiasmo y la energía para jugar todo el día. Para cuidar de un bebé recién nacido, es necesario, por encima de todo madurez, intuición, paciencia, espíritu de iniciativa, seguridad y equilibrio para manejar mejor las pequeñas dificultades, un mal día o un llanto que no se detiene.

Preparada en seguridad infantil

Cualquiera que sea su edad o experiencia, es importante que la cuidadora de bebés recién nacidos haya seguido un curso de primeros auxilios pediátricos (aquí encontrarás información sobre los cursos organizados por la Cruz Roja). Incluso si la niñera es una madre, es posible que no sepa practicar maniobras de desobstrucción de las vías aéreas para niños. Es importante que sepa cómo prevenir accidentes infantiles o el síndrome de muerte súbita del bebé

Buena observadora y atenta a los detalles

La capacidad de observación y de estar atenta a los detalles es importante cuando se trata de un recién nacido. Las necesidades de los bebés se interpretan a través de pequeñas señales: una mirada puede significar sueño, el tono de llanto puede indicar miedo, una pequeña mano que a menudo toca el oído significa dolor. La experiencia ayuda a interpretar las señales del recién nacido, por eso es importante que la niñera que elijas sea una persona cuidadosa, con una gran capacidad de observación.

Comunicativa

La comunicación entre los padres y las niñeras es importante, independientemente de la edad del niño, pero en el caso de los recién nacidos es fundamental. Saber si tu hijo se ha saltado la siesta o si ha tomado menos leche de lo normal es información valiosa para interpretar su comportamiento cuando la niñera se haya ido. La cuidadora de bebés recién nacidos también debe manejar fases importantes como el destete, la introducción de nuevos alimentos o la incorporación a la guardería. Pídele a la niñera que escriba todas las cosas importantes en una lista para ponerte al corriente cuando acabe su jornada. 

Si la niñera lleva al niño al pediatra, asegúrate de tener un canal de comunicación directo con el médico. Pídele, por ejemplo, que el médico escriba las indicaciones para los medicamentos. En estos casos, siempre es mejor tener información de primera mano.

Proactiva y con capacidad de juego

El cuidado de un bebé de 0 a 12 meses no es sólo comida, cambio de pañales y siestas. En los primeros meses de vida, el juego es fundamental para el desarrollo del niño. Cada nueva habilidad debe estimularse a través del juego. Una niñera debe ofrecer al niño la estimulación correcta, a través de juegos para bebés. Desde títeres que aparecen y desaparecen, hasta objetos para meterse en la boca con seguridad.  Cada edad tiene su juego y la cuidadora de bebés recién nacidos debe jugar con tu pequeño.

Organizada

Una buena cuidadora de bebés recién nacidos debe ser organizada y poder planificar su tiempo de trabajo. La jornada de un niño pequeño debe repetirse de la misma manera todos los días. La rutina le aportará seguridad:  alimentación, paseo diario, parque, jugar, bañarse, dormir. La comida para bebés debe estar lista cuando el niño tenga hambre, la cuna preparada si tiene sueño. Y todo esto requiere de organización y capacidad para planificar el día a día. 

Interesada en quedarse

Es inútil encontrar a la niñera de bebés perfecta si después de un mes te deja porque ha encontrado el trabajo que realmente estaba buscando. Cambiar de cuidadora es desestabilizador para todos los niños, pero para los bebés recién nacidos lo es más. La incorporación de una nueva niñera lleva más tiempo con niños menores de un año. Así que asegúrate de que la cuidadora que elijas se quedará contigo durante mucho tiempo. No debe buscar un trabajo temporal mientras busca otra cosa.

No fumadora

Mejor si la niñera no fuma, especialmente cuando se trata de bebés. Porque los pequeños son particularmente sensibles a los olores y pasan mucho tiempo en los brazos de la cuidadora, también en contacto con su ropa y su piel. Inhalarán los residuos tóxicos del humo del tabaco que se depositan en la ropa y la piel, los muebles, las tapicerías y cualquier objeto del hogar. Por lo tanto, incluso si la niñera solo fuma en el balcón, el bebé puede inhalar el humo de su cabello o su ropa. Sobre los riesgos del tabaco para los niños, puedes leer esta información de la Asociación Española contra el Cáncer. 

¿Qué preguntar en la entrevista a una cuidadora de bebés recién nacidos?

Cuidadosa, organizada, comunicativa, paciente, cariñosa, proactiva… ¿La persona que cuidará de tu hijo tiene todas estas cualidades? Para saberlo, puedes echar un vistazo a nuestro artículo sobre las preguntas para una entrevista a una cuidadora de niños.

Las preguntas deben ser muy específicas: “¿cómo organizas un día con el niño?”, “¿Cómo calmas a un bebé que llora?”, “¿Y si no se detiene y sientes que ya no puedes hacerlo?” (En este caso, lo mejor) es colocar al bebé en la cuna, donde esté seguro, y alejarse un poco para no llegar a niveles peligrosos de estrés. NUNCA se debe sacudir a un bebé para que no llore: corre el riesgo de sufrir lesiones permanentes. “En esta habitación, ¿cuáles podrían ser los peligros potenciales para el niño? ¿y dentro de tres meses? “.

Después de las preguntas, es importante verla en acción. En la entrevista en persona puedes ver cómo coge al bebé en brazos, si habla con él en el tono correcto, si se muestra segura. ¿Te sientes tranquila cuando le ves en sus brazos? Es la mejor manera de ver si la cuidadora de bebés recién nacidos está cualificada o no para el trabajo.  La primera impresión es muy útil. Aunque, por supuesto, los primeros días de trabajo en casa estarás con ella. 

Atención a los pequeños detalles: uñas largas, muchos anillos, una gran cantidad de perfume no es compatible con el cuidado de un recién nacido.

La niñera perfecta sabe lo que esperas de ella

Encontrar niñera, y que sea la babysitter ideal, también depende de ti. Debes explicarle exactamente lo que esperas de ella, para que sepa qué tiene que hacer. ¿Debería lavar la ropa del bebé? ¿Ayudar con las pequeñas tareas domésticas? La niñera no es una asistenta, no se puede pedir que haga la limpieza completa de la casa. Sin embargo, sí puede tender la ropa o poner el lavaplatos. En el caso de bebés recién nacidos, te recomendamos que la prioridad sea el cuidado del pequeño. Es decir, los niños a esta edad necesitan atención completa. Que la niñera ayude en casa es posible, pero ten este factor en cuenta. 

¿Cuánto cuesta una cuidadora de bebés recién nacidos?

Para establecer cuánto se le paga a una niñera por hora, debes considerar su experiencia, formación y el tipo de contrato. La niñera de bebés es una cuidadora un poco “especial”, que desempeña una tarea delicada que requiere de experiencia y cualidades muy específicas. Incluso si la canguro es de emergencia, una niñera para la noche o una cuidadora a jornada completa, el precio variará . Lo más importante es que la cuidadora de bebés recién nacidos esté en situación regular: pagar a una niñera en negro te expone a infinidad de riesgos, además de ser ilegal. No está de más que consultes nuestra guía sobre cómo hacer un contrato para una niñera.

Una niñera sustituye al padre y a la madre en su ausencia. Tú conoces a tu hijo mejor que nadie, pero una cuidadora de bebés recién nacidos, madura y experimentada, puede ser una valiosa fuente de sugerencias para una madre primeriza. Por lo tanto, dale instrucciones pero muéstrate abierta a sus consejos.


Si estás buscando canguro o quieres encontrar trabajo como niñera, regístrate sin compromiso en Sitly. ¡Tanto el registro como el acceso a todos los perfiles es gratuito!


 
¿Tienes un dispositivo iOs o Android? Descarga la APP de Sitly en tu teléfono o tablet y forma parte de la mayor red social de familias y canguros de España. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí
 
 

Comentarios

comentarios